Panoramas Vinos & Licores

El tren de los sabores de Colchagua continua con su oferta en invierno

La Ruta del Vino del Valle de Colchagua, integrada por 13 reconocidas y premiadas bodegas nacionales, sorprende, para estas vacaciones de invierno, con un entretenido tour, cada sábado, operado en conjunto con Trenes Metropolitanos. Una experiencia única donde se vivirá un viaje muy especial, conociendo uno de destinos enoturísticos más importantes del país.

PAREJAYRACIMOEl recorrido comienza tomando el tren en Estación Central, donde una vez a bordo, se disfrutará de música en vivo y degustaciones hasta llegar a San Fernando. Luego, se continúa en buses hasta el interior del Valle, donde se enseñará sobre los vinos, gastronomía y tradiciones que ofrece alguna de las viñas asociadas, integradas por Bisquertt, Casa Silva, Koyle, Lapostolle, Los Vascos, Luis Felipe Edwards, Montes, MontGras, Neyen, Santa Cruz, Siegel, Ventisquero y Viu Manent. Además, se visitará el Museo de Colchagua, que sorprenderá a los visitantes, ya que es un viaje a los orígenes, desde el comienzo de la vida hace 400 millones de años hasta la modernidad del siglo XX, recorriendo colecciones Paleontológicas de Ámbar, una de las más completas de mundo, junto a las exhibiciones Prehistóricas, Precolombinas, Conquista, Colonia, República y Modernidad.

El programa incluye transporte en tren: Santiago/ San Fernando /Santiago; Traslado en buses: San Fernando/ Experiencia en Colchagua /San Fernando; Copa de regalo de la Ruta del Vino; Degustación de vinos en el tren; Appetizer; Música en vivo (ida y vuelta); Visita guiada a una de las viñas; Visita Museo de Colchagua y, por último, un mapa de la zona de regalo.

20120321161641Estación_Central_de_Santiago_de_Chile_560x620Este fantástico tour ofrece dos opciones, Preferente y Salón. Para más información sobre las siguientes fechas, cronograma y actividades, ingresar a la página web de la Ruta del Vino www.rutadelvino.cl.

Entusiasta del vino, whisky y destilados. No me dejaron poner videojugadora ni viajera como profesión, por lo mismo hoy escribo de bits y acumulo timbres en mi pasaporte.