Panoramas Viajes & Descanso

SISUN Gaming Bar: Realidad virtual, coctelería y apuestas.

En marzo de este año el casino Sun Monticello inauguró el bar único de gaming en Sudamérica y quinto en el mundo.

Ir a un Casino hoy es toda experiencia. La entretención se sirve en bandeja de plata ya sea por las mismas maquinas, llenas de luces y sonidos atractivos o bien por la oferta que hay en torno a ellos.

Sun Monticello sabe muy bien como potenciar esto y a la ya conocida sala de juegos, en marzo de este año dio el vamos a SISUN, el primer gaming bar de Sudamérica y uno de los 5 que existen en el mundo.

¿Qué es un gaming bar?

Primero no hay que confundirlos con los bar gamers, los que están enfocados en los videojuegos o los boards bar, que tienen a los juegos de tablero como protagonistas.

Los gaming bar son aquellos bares donde las apuestas y el azar es protagonista. Por consecuencia se rigen bajo la ley de casinos, ya que están incorporados dentro de esas dependencias.

En el caso de SISUN, el cual pudimos conocer este fin de semana, los protagonistas son 40 estaciones de juegos, donde los asistentes pueden jugar y apostar a 3 juegos y, si no tiene experiencia – como era mi caso – puede pedir ayuda y guía a una de las anfitrionas que están especialmente entrenadas para ir guiando la experiencia. Cada 5 minutos aproximadamente ellas realizan algún tipo de intervención artísticas, desde monólogos hasta bailes que van amenizando la jornada.

Y para ser un bar bueno, hay que tener uno y aquí encontramos a lo largo de todo el escenario una amplia barra donde se encuentran cócteles clásicos, tragos nacionales e intencionales y botellas. Yo probé dos tragos: El cosmopolitan – vodka con jugo de arandanos – y el daikiri – de frambuesa y ron – los que llegaron a la mesa en menos de 10 minutos. Ambos estaban bien preparados y fueron servidos en sus copas correspondientes. El valor de los tragos parte en los $3.000 y mantiene un promedio de $5.000 para los cócteles.

Interacción digital

Lo más novedoso del bar es que las estaciones están conectadas entre ellas y con las mismas anfitrionas, las que son actrices de formación y quienes saben, por ejemplo, si alguien hizo una buena apuesta y lo felicitan, generando una entretenida dinámica. Además, los jugadores pueden conversar entre si gracias a un sistema de chat que cada estación posee.

En mi caso jugué gran parte de la velada en la ruleta, la cual está físicamente presente en el salón. Desde mi estación puedo ver la transmisión en vivo de lo que pasa o bien acercarme a mirarla. Esto sin duda le da un toque de realidad. Aquí no se juega frente a una maquina o un sistema computacional predeterminado.

Todo el apartado tecnológico e interacción entre maquinas y pantalla está a cargo de la empresa Interblock, la cual cuenta con más de 28 años en la industria de los juegos de azar y tiene una extensa presencia en el mundo de los casinos.

Quienes pueden jugar

Me encantaría decir que todos, pero recordemos que hay edad de ingreso mínimo para un bar y para un casino. Además quienes saben jugar seguramente van a preferir las salas tradicionales, donde confían en su ingenio y estrategia.

Por lo mismo este bar es ideal para quienes quieren disfruta de los casinos más allá de las maquinas y quieren comenzar a probar suerte, por ejemplo, en la ruleta, sin tener que apostar tanto dinero. Por ejemplo, la apuesta mínima aquí es de $1.000, mientras que en la sala puede partir desde $3.000 o incluso $5.000.

Jugando en la ruleta fácilmente puedes estar media hora. Por supuesto que ese tiempo va a depender de tu presupuesto y tu suerte. Como las opciones de apuestan van desde áreas de 15 números a pares o colores, puedes transformar tus $1.000 en $3.000 en 1 minuto, tiempo en que la ruleta gira y comienza nuevamente. En mi caso aposte el modo serpiente y perdí la mitad de presupuesto en menos de 1 minuto y luego, con apuestas mas recatadas volví a recuperar lo que tenía y estuve jugando y probando cócteles durante poco más de una hora, para luego ir a las maquinas tragamonedas y recorrer el resto del salón.

Monticello Gran Casino está ubicado en Panamericana Sur, a 57 km al sur de Santiago y a 20 km al norte de Rancagua. Dentro su oferta se encuentran diversos restaurantes como Carpentier, RES, una Arena Show y comercios asociados.

Desde ya agradecemos a Sun Monticello por la invitación a vivir esta #ExperienciaMonticello. 

 

Entusiasta del vino, whisky y destilados. No me dejaron poner videojugadora ni viajera como profesión, por lo mismo hoy escribo de bits y acumulo timbres en mi pasaporte.