Destilados Recetas

Sorry Chocolate: Una sorpresa para +18

The Singleton se une al maestro chocolatero Gustavo Saez y al 50 Best Bar Siete Negronis para crear una experiencia sorpresa con whisky escocés para estas pascuas

El whisky escocés The Singleton conquista estas pascuas con una manera moderna y divertida de mostrar
que no se necesita ser un experto o tener un manual de reglas para disfrutar de un buen scotch. Justo a tiempo para el fin de semana largo, The Singleton invita a olvidarse de los preconceptos que pueden tenerse del whisky y disfrutarlo como a uno más le guste, sin culpa y sin pedir permiso, junto al maestro chocolatero Gustavo Saez y a Siete Negronis, el único al 50 Best Bar de Chile, creamos un huevo de chocolate especialmente para la ocasión con una sorpresa en tu interior.

“No existe una forma correcta de disfrutar del whisky, así como tampoco una ocasión ideal. Sea solo, on the rocks o mezclado en un cóctel, de día o de noche, para relajarse en casa o en compañía de amigos, todas están bien. El único pecado con el whisky, es no beberlo como más te guste

Santiago Michelis, Regional Brand Ambassador de Diageo

Esta edición limitada de huevos de pascua sorprende con un cóctel Old Fashioned ready to drink dentro del mismo y puede conseguirse exclusivamente en la tienda online de Siete Negronis. Quienes se animen a mezclar su single malt, pueden prepararse un cóctel en casa con esta reversión escocesa del Old Fashioned.

Prepáralo en casa

Ingredientes

● 45ml de The Singleton 12 Años
● 1 cubo/cucharada de azúcar
● 4 gotas de bitter
● 10ml o un splash de soda
● Para decorar: piel de naranja

Preparación:

En un vaso corto, poner el cubo de azúcar y teñirlo con 3 o 4 gotas de bitter; agregar un toque de soda y mezclar hasta que quede una una textura arenosa. Girar el vaso para que esta mezcla se impregne en todas las paredes del
mismo, añadir The Singleton, dos hielos y decorar con la cáscara de naranja. ¡Salud!

Entusiasta del vino, whisky y destilados. No me dejaron poner videojugadora ni viajera como profesión, por lo mismo hoy escribo de bits y acumulo timbres en mi pasaporte.